5 consejos caseros para prevenir el resfriado en nuestros peques

Qué difícil es librarnos de los resfriados. No hay año que no aparezca algún virus por casa y nos deje con tos, mocos, dolor de cabeza e incluso algunas décimas de fiebre. De hecho, es el mayor motivo por el que los niños suelen faltar a la guardería o la escuela.

Para evitar estos molestos síntomas te damos 5 consejos caseros para prevenir el resfriado.

 

1. Lavarse las manos

prevenir el resfriado lavarse las manos

El correcto lavado de manos puede prevenir, según indican los estudios médicos, un importante número de contagios.  Para conseguir un lavado efectivo te damos un truco. Moja las manos, pon un guisante de jabón y frota mientras los niños cantan Cumpleaños Feliz. La canción te dará el tiempo necesario que debe durar el lavado.

Además, es importante acostumbrar a los niños a lavarse las manos después de sonarse la nariz o estornudar. Si están fuera de casa, enséñales a cubrirse nariz y boca no con las manos, sino con el antebrazo.

 

2. Mantener a los niños alejados de otras personas resfriadas

Las causas de contagio del resfriado son el contacto con los virus, que pueden viajar en el aire más de 3 metros, o tocar objetos que hayan sido infectados. Por eso, lo mejor es no llevar a los niños a visitar a personas que estén enfermas. El momento de mayor índice de contagio es entre los dos y cuatro días siguientes a la aparición de los síntomas.

 

3. No compartir utensilios con personas resfriadas

prevenir el resfriado alejar al niño de enfermos

Hay que enseñar a los niños a no compartir utensilios de uso cotidiano, como los vasos o cubiertos. No solo son un modo fácil de coger resfriados sino que, además, pueden ser el inicio de otros muchos contagios.

4. Ventilar la casa cada día

En ocasiones, y sobre todo en invierno, nos resistimos a ventilar la casa por temor a dejarla demasiado fría. Este sencillo gesto diario ayuda a mejorar nuestra salud y evita que los virus que hayan podido quedar en casa sean inhalados por los peques. Es muy importante hacerlo en viviendas con niños. El mejor momento para abrir ventanas es a primera hora de la mañana y con ventilar la casa 30 minutos basta.

 

5. Fuera tabaco

prevenir el resfriado no tabaco

Evita que los niños respiren el aire del tabaco, ya que las partículas irritantes penetran en la piel y ropa de tus peques. Además, el tabaco es un hábito muy nocivo para aquellas personas que lo fuman y para quienes respiran el humo.

Si estos sencillos consejos no son suficientes a la hora de prevenir el resfriado te recomendamos que alivies los síntomas de los peques con humidificadores que les ayuden a respirar mejor, poniendo solución salina en sus fosas nasales para reducir la congestión o cuidado la delicada piel de la nariz con vaselina especial para niños.

No hay ninguna evidencia que nos recomiende una buena sopa de pollo pero es cierto que en estos casos sienta muy bien. No te preocupes por la falta de apetito de los peques. Lo importante es que coman cuando tengan hambre y, sobre todo, que estén bien hidratados. Dales agua con frecuencia, algunos zumos y, si son bebés, la leche materna es sin duda el mejor alimento.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s